Proyectos culturales

Introducción: El proceso de la comunicación

Aunque el internet lleva siendo herramienta de comunicación desde la década de los noventa, lo cierto es que, en nuestro país, hemos ido comprendiendo muy lentamente cómo utilizar la red para nuestros objetivos, desde recreativos hasta informativos o educativos. Los medios tradicionales de difusión (radio, prensa escrita, televisión —abierta y por cable—) ya no albergan la totalidad de los públicos, y ni siquiera tiene que ver con la edad u otros factores generales de la población, sino con gustos, costumbres, elecciones, posibilidades y limitaciones de cada individuo.

Comenzar a pensar en una estrategia de comunicación para programas culturales significa determinar el contexto actual de la comunicación digital, cambiante y complejo fenómeno, y que implica detenerse a analizar estos tres ejes: el público y los medios digitales que utiliza, el contexto de la comunicación sobre plataformas digitales, y el lenguaje propio de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC).


Fuente o emisor — codificación — mensaje — Medio o canal — decodificación — receptor — retroalimentación

Una parte fundamental para la creación de esta estrategia de comunicación para un programa cultural, es la base teórica del proceso mismo de la comunicación. Para los estudiosos de la comunicación, cuando hablamos de comunidades nos referimos a un proceso que comienza con un emisor que tiene la necesidad de comunicar algo, luego con la decodificación o arreglo de la información que llevará a la construcción de un mensaje que será entregado a través de un canal, para luego ser decodificado por algún dispositivo que entregue dicho mensaje a un receptor, que en el caso de los programas culturales es su público, para cerrar con la aparición de la retroalimentación.

            La identificación de todos los actores y elementos en este proceso comunicativo facilita la creación, publicación y recepción de mensajes útiles, que invitan a la participación y aseguran la vida de un programa cultural.

Los proyectos culturales y sus objetivos

Cada programa cultural que esté bien sustentado y que tenga claros sus objetivos y a quiénes va dirigido, sólo le resta estudiar su propia necesidad de comunicación y poner en práctica un plan.

Para un programa cultural interesado en dar a conocer sus actividades, invitar a su público a participar, crear una comunidad que comparta los mismos intereses y espacios, y asegurarse de cumplir con sus objetivos, es necesario tener claras las razones por las que se recurre a usar internet para la comunicación externa.

Un programa cultural se planea, organiza y ejecuta con el propósito de llevar contenidos culturales a un grupo específico de una comunidad. Sin importar el giro, los recursos con los que cuentan y el público al que van dirigidos, todos los programas culturales necesitan plantearse seriamente la comunicación de sus actividades para llegar a su audiencia. 

El público y su consumo de medios digitales

Aquellas personas que por su grupo poblacional, sus hábitos informativos, sus gustos y sus intereses son las beneficiadas directas de cada proyecto cultural que se lleva a cabo, son los receptores perfectos del mensaje que se emite desde cada departamento de difusión de esos proyectos y programas culturales.

Para que a cada una de esas personas le sea entregado dicho mensaje, el programa cultural requiere de estudiar cuáles son los medios informativos y de comunicación que utiliza su público.

Hay muchos factores que tendrían que determinar qué medios se utilizarán para la difusión de actividades o de lineamientos de un programa cultural, y también habría que tomar en cuenta al público objetivo desde un punto de vista de consumo informativo.

El contexto de la comunicación y las plataformas digitales

El contexto de la comunicación tiene que ver con una impresión de la sociedad de la comunicación en la que nos encontramos y cómo es que hemos llegado hasta lo que hacemos hoy en internet (desde educarnos y entretenernos hasta perder el tiempo y canalizar lo peor de la humanidad en un solo click).

Es por eso que el conocimiento del funcionamiento de la comunicación sobre plataformas digitales es vital: la comunicación ya es comunicación digital, sólo hay que configurar los mensajes tomando en cuenta el papel de internet en todo el ciclo comunicativo. Hay que comprender, también, que el público ya lleva un camino recorrido en la forma en la que nos enviamos mensajes y recibimos información en internet: la transformación tecnológica lleva décadas desarrollándose, las organizaciones saben cómo utilizar sus recursos apoyadas sobre las TIC, y las culturas y subculturas que le dan una dimensión cultural a la comunicación están bien identificadas por propios y extraños.

El lenguaje de las TIC´s

El internet aparte de medio es emisor, y los medios para este emisor serán, entonces, las computadoras y demás dispositivos. Cada medio es un canal que necesita su propio lenguaje (pensemos en el diseño responsivo, por ejemplo).

El medio determina el mensaje.

Es importante revisar el lenguaje que conviene a un programa cultural y la postura que debe ser tomada por dicho programa cuando se difunden sus noticias. Aquí se tornan muy importantes los canales seleccionados para la comunicación de las actividades de un programa cultural, pues hay que tomar en cuenta que todo programa cultural vive de la comunidad que se crea en torno suyo. Por lo tanto, deben ser revisadas algunas temáticas que tienen que ver con la comunicación institucional.

El departamento de comunicación del programa cultural se propondrá, entonces, estudiar no sólo la estrategia de comunicación, sino su implementación: deberá elegir a su equipo de creación de contenidos (mensajes), a su portavoz (o Community Manager), los canales por los que se enviarán los mensajes, el posicionamiento de la entidad que emite los mensajes (si será formal, informal, institucional, académico, etc.), y la consideración de que le está hablando a personas, por lo que los mensajes no son sólo transmisión de datos, sino como comunicación e interacción humana.

Factores externos

Para una persona, como se decía anteriormente, informarse —o mejor dicho, ser informado— tiene que ver con posibilidades y limitaciones, de tal manera que las capacidades económicas tanto del emisor, de los medios y del receptor tienen todo que ver cuando se pretende comunicar. Las capacidades económicas del receptor, sí, pero también la situación general de los medios de comunicación en internet en general. Y de quién emite ese mensaje. Y la situación de los canales. Todos estos temas tienen su lugar dentro de la economía nacional.

Otro factor que delimita los mensajes en nuestros días es el tema legal. Hay entidades gubernamentales que ya están siendo creados para atender todo un cúmulo de quejas que atienen a peligros reales: la suplantación de personalidad, la actividad criminal dirigida a menores de edad, el monitoreo necesario por parte de padres hacia un público infantil cada vez más precoz en temas digitales… En Jalisco se ha creado recientemente la Policía Cibernética, que depende de la Dirección General de Inteligencia, Política Criminal y Prevención del Delito, que a su vez depende de la Fiscalía General del Estado de Jalisco. La comunicación para difundir programas culturales debe tener claras todas estas variantes para ser efectivo y apuntar hacia la legalidad y el respeto a la seguridad.

Aquí impera también la urgencia de conocer propuestas en este tema hechas desde las instancias culturales a nivel mundial. Es necesario informarse sobre cómo la UNESCO, por ejemplo, aconseja sobre los derechos de los usuarios de internet, y cómo detalla los lineamientos para la gestión de la comunicación utilizando las Tecnologías de la Información y la Comunicación. En 2015, la organización mundial comenzó a utilizar el término “Universalidad de internet”, proponiendo una serie de conductas y sus límites para la interacción entre personas dentro de internet. 

Conclusiones

Para identificar los medios y el lenguaje idóneos para comunicar programas culturales en la era de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), primero hay que comprender el lugar que ocupa el mismo programa cultural dentro de un sistema de comunicación digital que ya tiene años funcionando. Para definir este lugar hay que poner mucha atención al estado de las cosas: se verá si el público del programa cultural tiene contacto con medios digitales de comunicación y cuáles son, si cuenta con las herramientas tecnológicas para hacerlo, si está familiarizado con el lenguaje utilizado propio de la comunicación digital, qué otros factores externos afectan a la comunicación, y con qué se cuenta el programa cultural como emisor calificado —o una idea clara de las necesidades a cubrir.

            Entonces, ya identificados los ejes del contexto actual, se recomienda hacer un análisis para la pertinencia y necesidades en la comunicación de programas culturales sobre medios digitales.

El Departamento de difusión del programa cultural debe estudiar a su público tomando en cuenta sus intereses, limitaciones y nivel de estudios; también debe tener presentes algunos factores externos que influirán en cómo creará, confeccionará y publicará sus mensajes, los medios que elegirá y el lenguaje que utilizará —tanto textual como gráfico y visual— para que lleguen oportuna y adecuadamente a quienes considera su audiencia.

            Tampoco debe olvidarse de que, para que el proceso de la comunicación sea en ambas vías —del emisor al receptor y del receptor al emisor inicial—, hay que prestar mucha atención a la retroalimentación que nos hace el público; así se logrará conocer mejor a la audiencia y se podrán corregir, de ser necesario, algunos puntos de la estrategia para mejorar.

            La oportuna reacción y respuesta al público interesado acerca al programa cultural a su crecimiento, mejora y permanencia.

            Lo más importante es no perder de vista que el proceso de la difusión tiene que ver con el proceso de la comunicación, y que cada actor y fase del sistema tiene su lugar en el desarrollo de la tarea de comunicar.

Sobre el autor

Verónica Nieva
@chillynieva
@vechicacomunica
https://vechica.com/

*Imágenes de Dazzle Jam en Pexels y  mentatdgt en Pexels

0 Comments

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

©2020 http://geekgirls.com.mx

or

Log in with your credentials

or    

Forgot your details?

or

Create Account